El vínculo entre la lectoescritura y el arte

No hay desarrollo humano, en cualquier ámbito, donde la lectoescritura no sea indicador.

Tanto en salud, política, empleo, desarrollo emocional… En todo. Y no leemos. Primero, no nos gusta leer ya, a los niños ni a los adultos, y cuando leemos no entendemos. Entonces, sin leer no avanzamos. Hay que enseñar a leer, y leer con placer.

 

Pre-Textos: un protocolo para alentar la lectoescritura a través de la creatividad.

Es un sencillo protocolo artístico para alentar la lectoescritura. Consiste en leer en voz alta, porque sabemos que los niños no quieren leer, mientras hacemos una manualidad. Acto seguido todo el mundo le hace una pregunta al texto en voz alta. Y después publicamos las preguntas y cada uno adopta una pregunta que no sea de uno. Respondemos las preguntas, escribimos una página, un par de párrafos, la pegamos junto con la pregunta y la volvemos a publicar. Volvemos a formar un círculo y todo el mundo reflexiona “¿qué hicimos?”. Después de ese primer momento, la facilitadora hace una agenda, o pide que otro haga la agenda, de qué dinámicas vamos a hacer con ese texto, y las dinámicas son propuestas de los estudiantes.

Este texto de matemáticas vamos a tocarlo con música, vamos a hacer lo que al niño o a los niños les gusta hacer. Vamos a hacer un hilo de Twitter, vamos a hacer rap. En cada grupo hay gustos y talentos del lugar.

 

La metodología de interpretar el texto depende de los niños.

Con Pre-Textos aprovechamos la creatividad del alumnado para desarrollar sus aptitudes y habilidades del siglo XXI. 

Cuando el texto es materia prima, se logra todo: creatividad, pensamiento crítico, colaboración, comunicación... Y esas son las competencias del siglo XXI.

Recuerdo que muchos se dieron cuenta de que empezaron a entender el texto, que querían volver a leer el texto, para llegar a otro nivel, que les encantó el baile del elenco tal… Lo que se produce en esta reflexión es admiración por los demás. Cuando hacemos arte no hay competición entre los pares, hay admiración. La admiración es la emoción fundamental de la ciudadanía.

 

No competimos, reconocemos la mirada única del otro.

Se habla mucho de la tolerancia, pero cuando toleramos algo, lo aguantamos: esperamos que termine de hablar para seguir en lo nuestro. No es tolerancia ni es respeto porque el respeto puede nacer de uno, y uno todavía está en el centro de la oración, como sujeto, pero la admiración es una respuesta al otro.

 

La admiración es la emoción fundamental para la ciudadanía.

Si podemos alentar curiosidad, a aprender más, y admiración general, hemos ganado tanto un avance intelectual como un avance socioemocional, quiere decir cívico.

Vídeo entrevista a Doris Sommer

A finales de año tuvimos la oportunidad de conversar con Doris Sommer, reconocida educadora y fundadora del método pedagógico Pre-Textos, que contiene una única instrucción: "Usa el texto para crear arte". Una metodología participativa que permite desarrollar dos habilidades clave del alumnado: la primera es el análisis crítico y creativo de textos; la segunda es que aprendan a conocer y a reconocer la mirada única del otro.

En nuestra conversación, Sommer habló de la importancia que tienen la lectoescritura y el arte en la educación. Aseguraba que en cualquier ámbito no existe desarrollo humano en el que la lectoescritura no sea un indicador: en salud, política, empleo, desarrollo socioemocional...

El método Pre-Textos permite aprovechar la creatividad del alumnado para desarrollar sus aptitudes y habilidades del siglo XXI. Además, fomenta la admiración, que según Sommer es la emoción fundamental de la ciudadanía.

Ponente

Doris Sommer

Fundadora del método pedagógico Pre-Textos

Catedrática de Lenguas Romances y de Estudios Africanos y Afroamericanos, entre sus libros están: Ficciones fundacionales: las novelas nacionales en América Latina (FCE), Abrazos y rechazos: cómo leer en clave menor (FCE), Bilingual Aesthetics: A New Sentimental Education (Duke UP).

Leer más