Economía en la base de la pirámide

Vídeo
Ir al punto del vídeo:

    • Descripción del recurso

      Si hiciéramos el ejercicio de segmentar a toda la humanidad en una pirámide socioeconómica, nos encontraríamos que el grueso de la población se encuentra en la base; es decir, entre cuatro y cinco mil millones de personas viven con menos de dos dólares al día. Para unos, el hecho es dramático y demanda filantropía, sin embargo, para otros, el hecho es una clara oportunidad de mercado.

    • Objetivos didácticos

      • Comprender el potencial de la base de la pirámide y ejemplos en esta disciplina que han mejorado la vida de millones de personas.

      • Sensibilizar a los estudiantes sobre las oportunidades que nos ofrece el mercado global.

    • Competencias a adquirir

      • Competencia en el conocimiento y la interacción con el mundo físico
      • Competencia social y ciudadana
      • Competencia para aprender a aprender
      • Autonomía e iniciativa personal

    • Otras informaciones didácticas

      C.K. Prahalad , autor del libro The Fortune at the Bottom of the Pyramid , se ha convertido en un referente gracias a su tésis acerca del potencial de crear productos y servicios dirigidos a los miles de millones de personas que aunque tengan un bajo poder adquisitivo, juntos forman un mercado insuperable a nivel mundial: el mercado de la base de la pirámide.

       

      Su libro es interesante por varios motivos, el principal es que nos permite abrir los ojos y darnos cuenta que existe una gran riqueza en la "Base de la Pirámide," es decir en los estratos inferiores de la distribución del ingreso.

       

      De entrada, es mucho mejor referirnos a la Base de la Pirámide (BOP, por sus siglas en inglés, Bottom of the Pyramid) en lugar de a los "pobres". Usar este término nos permite concentrarnos en las oportunidades que existen en este segmento de mercado, y no en sus carencias -ver La Pobreza desde Otro Ángulo.

       

      Entre los puntos más interesantes de este fenómeno, destacan:

      • Hay una enorme riqueza en la base de la pirámide: el PIB de las economías en desarrollo en términos de Paridad de Poder de Compra es de US$14 billones (millones de millones) y su población es de 5 mil millones, es decir el 80% de la humanidad. En México, existen 80 millones de personas con un poder de compra de más de US$300 mil millones. De acuerdo con Prahalad, "Es razonable pensar que cinco mil millones de personas buscando una mejor calidad de vida es el mayor motor de crecimiento que el mundo ha visto en su historia. El reto es incorporar a esta enorme población al mercado global" -y ahora, evitar que la crisis impida el desarrollo de estas economías.

      • Cuando la gente en la Base de la Pirámide se convierte en cliente obtiene mucho más que un acceso a productos y servicios. Adquiere un rostro, un nombre y la dignidad de ser atendido por una empresa. Tiene una relación de iguales con las empresas que lo atienden -en contraste con la experiencia que ha tenido con los gobiernos y los políticos que siempre lo han engañado, despreciado y explotado, y en esto, los populistas se llevan las palmas.

      • La economía de la BOP requiere de una distribución del producto efectiva (de bajo coste), bajos márgenes de beneficio, altos volúmenes de producción y un retorno adecuado del capital.

      • Es importante crear un ecosistema orientado al mercado: esto propicia que la iniciativa privada, las organizaciones no-gubernamentales y los consumidores interactúen para crear riqueza en una asociación simbiótica. Cada elemento del ecosistema depende del resto, el sistema se adapta y evoluciona, y es resistente y flexible.

       

      Hay estudios que demuestran, que si conseguimos incorporar la BOP a la economía global podemos multiplicar la economía global por seis -no hay crisis global que resista esta posibilidad.

       

      Existen multitud de ejemplos de productos y servicios en la base de la pirámide.

       

      Por ejemplo, el Tata Nano, automóvil de Tata Motors en la India, calificado como el más barato del mundo; su precio de venta es de 2,053 dólares más impuestos. La marca anunció hace poco que el automóvil pasó las normas de seguridad y pruebas de impacto europeas, abriéndole con ello el horizonte a los mercados mundiales incluyendo por supuesto, Latinoamérica.

       

      Hay multitud de ejemplos asociados a los teléfonos móviles. De los 4.000 millones de personas con teléfono móvil en el mundo, 2.500 millones pertenecen a países poco desarrollados. ¿Os imagináis el potencial que tienen esas personas en términos de mercado?

       

      En conclusión, la base de la pirámide ha existido siempre y gracias a las características de la era de la globalización, se abren multitud de oportunidades con un potencial de actuación tremendo, que no solo toman más en serio a las personas con menos dinero, sino que se convierten en uno de sus motores de desarrollo socio-económico.

    Aún no hay comentarios

    Sé el primero

Materiales del recurso: