Cadena trófica del océano Ártico

¿Quién se come a quién en el Ártico?

Interactivo

    • Descripción del recurso

      Este interactivo infográfico presenta de manera clara y esquemática la cadena alimentaria de la zona de la banquisa y las costas del océano Ártico, interrelacionado las especies más significativas que forman parte de este lugar.

      Este recurso permite conocer los animales más representativos de esta área y algunas de sus características principales. Pero fundamentalmente ofrece información sobre sus hábitos alimentarios: qué animales cazan (o qué comen) y qué animales los cazan a ellos. Ver esta información estableciendo correspondencias gráficas hace más fácil el ejercicio de imaginar qué pasaría si uno de los elementos que forma parte de esta cadena se transformara o desapareciera.

    • Objetivos didácticos

      - Conocer la cadena alimentaria de un área muy representativa del Ártico.

      - Entender cómo el entorno interviene directamente en la cadena alimentaria y tomar consciencia de qué comportaría la transformación de uno de los eslabones de esta cadena.

      - Aprender a utilizar una infografía para obtener información básica sobre diferentes elementos y saber interrelacionarla.

       

    • Otras informaciones didácticas

      Se puede ampliar la información de algunas de las especies que incluye la infografía para realizar un análisis detallado de los distintos elementos que componen esta cadena trófica. Por ejemplo, es importante saber que el bacalao ártico, que principalmente se alimenta de plancton, es de los pocos peces que resiste las temperaturas gélidas del océano Ártico. Y como es abundante y rico en grasas, se convierte en el alimento ideal para focas y otros animales de este ecosistema. La foca, sobre todo la anillada, es el ingrediente principal de la dieta del oso polar: le proporciona la materia prima que necesita para vivir en las condiciones extremas de su entorno. Otros animales que también comen bacalao ártico (como la beluga, el narval, algunas aves marinas o peces más grandes), la morsa (que se alimenta de moluscos) y las ballenas que quedan atrapadas en la banquisa se convierten en alimentos complementarios para el oso polar.

       

      También es necesario incidir en las características globales de esta cadena trófica, mucho más corta que la de otros ecosistemas. La poca diversidad de especies animales y vegetales que hay en este entorno concreto hace que los seres vivos de este hábitat tengan una especialización alimentaria muy marcada y, por lo tanto, una gran dependencia de sus fuentes de alimento habituales. Por este motivo, la alteración o la desaparición de uno de los eslabones de esta cadena alimentaria significaría un gran cataclismo en todo el conjunto: una transformación de las aguas árticas podría cambiar la vida de los pequeños organismos, de los crustáceos, de los moluscos, de los peces... Esto repercutiría en la alimentación de mamíferos marinos como las focas y, de rebote, en la de los osos.

       

      Y, por supuesto, los humanos que viven en la región ártica también se verían afectados por todos estos cambios: tradicionalmente, han aprovechado los recursos de la pesca y la caza para sobrevivir, y lo han hecho siguiendo un modelo de explotación sostenible. Aunque hoy en día tienen un mayor acceso a los bienes de consumo de las sociedades desarrolladas, el coste del transporte de las mercancías y de la producción de electricidad para conservar determinados alimentos es muy elevado. Para ellos, no poder acceder a los alimentos que siempre les ha ofrecido la naturaleza y no poderlos conservar adecuadamente sería un problema, tanto económico como nutricional.

       

      En este sentido, se puede obtener más información en los siguientes enlaces: 

      ·  Para el profesorado:

      Sobre la fragilidad de la cadena trófica del Ártico, el artículo «Arctic Fever», de Bruce Barcott, en la revista digital OnEarth: http://www.onearth.org/article/arctic-fever (en inglés).

      Sobre la alimentación humana en el Ártico, el vídeo «Lean Times in the Arctic Circle», en la revista digital OnEarth: http://www.onearth.org/media/lean-times-in-the-arctic-circle (en inglés).

       

      ·  Para el alumnado:

      En la página Canada's Polar Life, información muy completa y anécdotas sobre los organismos del Ártico: http://www.arctic.uoguelph.ca/cpl/index.htm (en inglés).

      La noticia «El ecosistema helado: los polos»:

      http://archivo.abc.com.py/2005-08-30/articulos/201100/el-ecosistema-helado-los-polos.

      La noticia «La lucha del zorro ártico por la supervivencia»: http://www.elmundo.es/elmundo/2008/07/18/ciencia/1216399950.html.

    • Ejemplos de uso

      Partir de una observación detallada de la infografía. Comenzar por el extremo superior de la cadena trófica (por el oso polar) para ver la perfecta consecución de la cadena. 

      Detenerse en el análisis de cada animal: sus características (cómo es el medio específico donde vive, la adaptación al frío, hábitos alimentarios...). También hablar del papel del hombre en este entorno.

      Una vez se haya terminado, volver a hacer un análisis correlativo de la cadena alimentaria, esta vez incidiendo en los aspectos que podrían hacer cambiar la vida del animal que se observa y, en consecuencia, la del siguiente animal de la cadena. 

      En ese caso, empezar por la base de la cadena trófica (de pequeño a grande) y utilizar una serie de preguntas para promover la participación del alumnado. Contestarlas entre todos, con la guía del profesorado, en la misma sesión o invitar al alumnado a realizar una investigación para encontrar las respuestas y exponerlas en una sesión de debate posterior:

      - ¿Qué podría pasar si las condiciones del agua cambiaran (la acidez, las corrientes marinas, la temperatura...) y eso afectara a los pequeños organismos (el plancton y el krill), los crustáceos, los moluscos y las especies autóctonas de peces como el bacalao ártico? 

      - ¿Qué animales se verían afectados si la vida del bacalao ártico sufriera alguna modificación? 

      - ¿Qué alternativa alimentaria tendrían estos animales? ¿Y las focas concretamente? 

      - ¿Qué pasaría, además, si la banquisa se deshiciera demasiado temprano, justo cuando empieza la primavera, o tardara mucho en formarse al llegar el otoño? 

      - ¿Cómo afectaría todo esto al oso polar? ¿Qué alternativas tendría?

      - ¿El zorro ártico podría aprovechar los restos de alimento que los osos dejan atrás? 

      - ¿Cómo afectaría todo esto a la caza tradicional de los humanos?

    • red trófica
    • cadena trófica
    • ballena
    • cadena alimentaria
    • plancton
    • banquisa
    • foca anillada
    • oso polar
    • zorro ártico
    • bacalao ártico
    • beluga
    • narval
    • océano ártico

    Aún no hay comentarios

    Sé el primero

Materiales del recurso: